Por qué elegir Invisalign

Porque es discreto, apenas se aprecia que lo llevas y no condiciona tu vida social.

Porque se adapta perfectamente a tu ritmo y tus necesidades.

Porque protege tus encías y te aporta mejor defensa frente a la enfermedad periodontal.

Porque el paciente va notando los cambios de manera continua.

Porque no sólo mejora la estética; también corrige las alteraciones de los maxilares y los trastornos funcionales de la masticación.

Porque para corregir las formas y posiciones maxilares no mueven todas las piezas dentales, sino que actúan sólo donde es necesario.

Porque no hay que acudir a la consulta cada vez que se tengan que sustituir los alineadores, tú mismo los vas cambiando.

Porque se pueden quitar de forma puntual para comer, hacer deporte y para lavarnos los dientes, lo que facilita nuestra higiene bucodental.

Porque al poder retirarlos podrás comer de todo, excepto masticar chicle para que no se pegue a las férulas y las estropee.

Porque la ortodoncia invisible no duele.

Realizamos un diagnóstico online exclusivo para usted

Más información